Hospital Rigoberto Caballero también está al tope

15

La directora del centro asistencial, Cria. Myriam Bazán, explicó que actualmente, considerando que ya no hay camas en UTI disponibles, deben rebuscarse y tratar de derivar a los pacientes a otros centros asistenciales.
“Tenemos el mismo problema que los otros centros asistenciales. Mi capacidad de terapia intensiva es de 17 y la mayoría de las veces sobrepasa, entonces a través del sistema Seme del Ministerio de Salud tratamos de entrar dentro de la red para ubicar a los pacientes en terapia”, refirió.
Por día se generan 50 pedidos de camas UTI
Por otra parte, si bien los familiares de los pacientes internados cuentan con una carpa y varias camas a disposición para que puedan estar pendientes de sus seres queridos, algunas familias prefieren evitar las aglomeraciones y se instalan en el estacionamiento del centro asistencial para hacer el acompañamiento de la manera más segura posible. De igual forma, los gastos no dejan de acumularse a medida que pasan los días.

Esther Valenzuela, familiar de una paciente, expresó: “Ella empezó a enfermar el domingo y desde entonces paró todo para nosotros. No podemos pagar cuentas, los gastos en casa se redujeron al mínimo y acá se gasta todo: agua, comida, aseo. Tenemos que tener sí o sí tapabocas, alcohol, y es un gasto impresionante”.
Sin camas: casi 100 pacientes graves de COVID esperan por un lugar en terapia intensiva
Con respecto a la vacunación del personal de blanco del hospital, el director médico, Dr. David Torales, indicó que hasta ahora apenas recibieron 400 dosis, por lo que aún falta inmunizar a 1.250 trabajadores del Rigoberto Caballero.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More