Gobierno analiza aumento de subsidio o gasoil con precio preferencial para transportistas

16

Esta mañana se reunieron nuevamente los integrantes de la comisión que analiza aspectos técnicos de la tarifa del transporte público a modo de buscar un mecanismo para mantener el precio del pasaje actual, que es de G. 2.300 en buses convencionales convencionales y G. 3.400 en los diferenciales. El subsidio estatal es de G. 55 y G. 575, respectivamente.
Durante el encuentro, en una pantalla se proyectaba la planilla de calculo de la tarifa del servicio, documento que se encuentra disponible en la web del Viceministerio de Obras Públicas. En él se pueden cargar los datos, tales como cantidad de pasajeros y otros valores que intervienen en la operativa de traslado masivos de pasajeros y se obtiene el precio del pasaje. Se pudo contemplar que los participantes iban analizando las variables y cambiando los valores para conocer el impacto del valor del servicio.
El Consejo Asesor de la Tarifa de Transporte Público discutió las alternativas para mantener el precio del pasaje actual. (Gentileza, /)
La tarifa contempla la operativa de los buses, tales como valor del vehículo, mantenimiento y el combustible, que luego se divide por la cantidad de pasajeros, cifra obtenida de la ecuación IPK (Índice de Pasajeros por Kilómetro). Teniendo cuenta que la demanda de usuarios disminuyó en pandemia, y por ende, también los ingresos de los transportistas por la prestación, el valor del precio del pasaje tiende a subir.
Por este motivo y para congelar el precio del pasaje, el Gobierno y los transportistas analizan la alternativa de subsanar esa disminución de pasajeros que se contempla como parte de la estructura de costo. El mecanismo sería reemplazar esa falta de ingreso con dinero estatal, mediante un aumento del subsidio, o disminuir el valor del combustible, de G. 4.500 a G. 2.500, oferta que se de con la petrolera estatal, Petropar, conforme se pudo apreciar durante la reunión por un equipo de ABC.
Desde la conformación del comité, se solicitó a las autoridades del Ministerio de Obras Públicas que las negociaciones sean abiertas y transparentes, sin embargo, y pese a que hace tres semanas se realizan constantes discusiones hasta ahora, en ningún momento se permitió el acceso de la prensa ni siquiera se transmite en sus redes la reunión, de hecho, ni la academia accede a datos y tampoco se le tiene en cuenta en la toma de decisiones. En la jornada de hoy, se logró escuchar debido a que se realizó en el salón de actos de la estatal, es decir, un salón público de gran proporción.
Funcionarios del Viceministerio de Transporte intentaron impedir la participación como oyente alegando que se estaba trabajando y que en pandemia se debe disminuir la cantidad de persona en las oficinas y bajo la promesa de brindar información posteriormente. Sin embargo, los datos brindados son escuetos y sin contenido informativo. De esta manera, se desnudó una vez más la clara voluntad política de impedir que la opinión pública conozca los términos de las negociaciones entre el Gobierno y los empresarios del transporte público.
Sobre el punto, Victor Matto, encargado de despacho de la institución, indicó que las conversaciones son técnicas y complejas, sin que existan aún decisiones concretas, por lo que se aspira dar informes precisos una vez que los temas sean resueltos.
Trabajadores de diferentes medios de comunicación acudieron a la convocatoria de la reunión del Consejo Asesor de la Tarifa del Transporte en respuesta a la invitación de transportistas, sin embargo no se les permitió ingresar. Ocurrió la semana pasada. (Gustavo Machado, ABC Color/)
Incumplimiento de frecuencia
Hace más de un mes que los usuarios del transporte público del Área Metropolitana son víctimas del incumplimiento de la frecuencia de buses en circulación, violando los términos contractuales firmados con el Estado como prestadores.
Al respecto, César Ruiz Díaz, gerente del Centro de Empresarios del Transporte del Área Metropolitana (Cetrapam), indicó que buscan un equilibrio en los criterios técnicos para la prestación del servicio. Cuestionó que el último decreto firmado por el presidente de la República. Mario Abdo Benítez, establece que el transporte público debe garantizarse 24 horas y demás aspectos contemplados por el Ministerio Obras Públicas, como la frecuencia de circulación de buses. “A nosotros nos imponen la frecuencia de cada 7 minutos, sin una revisión de los costos ni nada y a las consecuencias que nos exponemos por incumplir. Ustedes saben”, expresó a las autoridades del Gobierno.
Sin embargo, no parece muy temeroso de la justicia ante la demora que la Fiscalía había demostrado en dar seguimiento a la denuncia del partido liberal por la aglomeración que se registra en las paradas de buses y en los colectivos. Había dicho que ni merece opinión que se le acuse de violar la cuarentena y exponer a la gente que se contagie del coronavirus al viajar en los buses.
Usuarios del transporte público hacinados dentro de los buses debido a que el Gobierno no castiga las reguladas de buses. (Archivo, ABC Color/)
Subsidio a los usuarios, no directamente a los empresarios
Por otra parte, una de las decisiones significativas del Consejo Asesor de la Tarifa es la reforma del sistema de pago del subsidio que se otorga en compensación del precio del pasaje. Conforme se había explicado, esta posibilidad de replantear la estructura de costos con base a números reales se produce ahora que rige el billetaje electrónico (desde hace un mes), sistema cuya implementación coincide con la disminución de la demanda debido a la pandemia de covid. A esta novedad se le busca sumar que el subsidio vaya directo al usuario en su tarjeta, y ya no una transferencia a los empresarios. Al menos no directamente, puesto que al pagar el boleto, la empresa estaría recibido el monto corresponde.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More